Corregir una novela

Expresiones dudosas I

Al elaborar nuestro manuscrito, es común que nos planteemos cómo escribir algunas expresiones dudosas. Muchas de ellas las escuchamos a diario, tanto en la televisión y en la radio, como en la gente que nos rodea, y creemos que están bien expresadas, pero en muchos casos no es así.

Por eso, hoy he querido traerte una recopilación de algunas de estas expresiones, que se irá ampliando poco a poco, de ahí que esta sea la primera parte. Espero que te ayude a mejorar tu escritura diaria y a dejar de cometer estos errores que a veces pasan desapercibidos.

BAJO MI PUNTO DE VISTA

Seguro que lo has escuchado montones de veces, pero lamento decirte que es una expresión errónea. La explicación está en la preposición «bajo», que expone que hay algo debajo de otra cosa, ya sea de manera literal (Está bajo la ventana) o no (Lo tengo bajo vigilancia).

vigilancia
Está bajo vigilancia permanente

Por eso, con palabras que señalan el modo en que se considera algo, como vista, enfoque, perspectiva, planteamiento, etc. no es correcto su uso y se deben usar las preposiciones «desde» o «según». Así pues, no sería bajo mi punto de vista, sino desde mi punto de vista:

Desde mi punto de vista, es inaceptable.
Según el planteamiento, no hay nada que hacer.
Las cosas se ven distintas desde esta perspectiva.

DEPRISA O DE PRISA

Se recomienda el uso de la primera, es decir, las dos palabras juntas, aunque ambas formas están aceptadas. Es un adverbio que significa «celeridad, prontitud». Casos similares son los de bocabajo, bocarriba, aposta, sobremanera, malhumor, etc.

Se vistió muy deprisa para ir al colegio

AGUSTO O A GUSTO

A diferencia del anterior, en este caso se utiliza siempre separado.

Estoy muy a gusto cuando estoy contigo.

ASIMISMO, ASÍ MISMO O A SÍ MISMO

Las tres expresiones son válidas, aunque tienen significados diferentes:

Asimismo: siempre se escribe sin tilde y es sinónimo de «también».

La cocinera hizo asimismo la cena para esta noche.

Así mismo: puede usarse como sinónimo de la anterior, pero también como una locución que tiene un significado parecido a «de la misma manera».

Deja las cajas así mismo.

A sí mismo: es un acto reflexivo.

A falta de ayuda, se hizo la foto a sí mismo.

selfie
Un “selfie”; vamos, una foto a sí mismo.

CONQUE O CON QUE

Conque: se usa con las subordinadas que indican una consecuencia de algo que se ha dicho antes, como sinónimo de así pues, pues, por lo tanto; o bien en expresiones de ironía o sorpresa:

A nadie le gusta que vengas, conque deberías irte.
Conque eso te ha dicho, ¿eh?

Con que: es una construcción que se hace con algunas oraciones de relativo (donde a veces se introduce el artículo en medio) o en verbos que requieren de la preposición:

Dale un peine con (el) que se pueda cepillar el pelo.
No me vengas con que no sabes de qué hablo.
Confórmate con que la cosa no empeore.

                                                               Descarga gratis la guía "11 trucos para planificar con éxito tus escritos" + plantillas y además recibe contenido exclusivo solo para suscriptores.      

CONCORDANCIA DE MUCHO, POCO, TODO, ESTE y OTRO

Hay expresiones con estas palabras que pueden llevar a error cuando concuerdan con algunos sustantivos. Estos son sobre todo los femeninos que se escriben con artículo masculino porque empiezan por la letra “a”: el arma, el ave, el alma, el águila, etc.

Por eso, es común encontrar frases que parecen válidas por su uso extendido. Por ejemplo:

Hoy he bebido poco agua <—incorrecto
Hoy he bebido poca agua <—correcto

Este corral tiene muchos aves <—incorrecto
Este corral tiene muchas aves <—correcto

No tocaré este arma <—incorrecto
No tocaré esta arma <—correcto

vaso de agua
Nunca digas: “de esta agua no beberé”

En estos casos hay una excepción, porque si utilizamos la construcción «un poco de», no debe concordar y se mantiene tal cual: me queda un poco de agua.

En los usos con «todo» u «otro» también se pueden cometer errores al construir algunas expresiones:
La gente de esta zona tiene otro habla <—incorrecto.
La gente de esta zona tiene otra habla <—correcto.

HACER O HACER DE

Hay algunas frases donde es común utilizar la preposición «de» después del verbo «hacer» junto a un infinitivo, sobre todo cuando se expresa la causa de que alguien haga algo concreto. No se debe usar la preposición en estos casos:

Me hace de rabiar mucho <—incorrecto
Me hace rabiar mucho <—correcto

Su experiencia en el tema nos hizo de dudar <—incorrecto
Su experiencia en el tema nos hizo dudar <—correcto

DAR DE SÍ

Esta expresión, que significa «llegar al límite o no poder más con algo», se suele utilizar de manera indiferente según la persona que hable. En realidad, su uso está limitado a la tercera persona por concordancia. Es común leer expresiones erróneas como: ¡No doy más de sí!

Lo correcto en cada caso sería:

Primera persona: No doy más de mí, estoy agotada.
Segunda persona: No das más de ti, deberías descansar.
Tercera persona: María no da más de sí.

estresado
¡No doy más de mí!

La misma regla se aplica a expresiones como: fuera de sí, atraer hacia sí, caber en sí, sus más y sus menos.
Tengo mis más y mis menos con ella.
Atrajiste hacia ti toda la desgracia.
Estoy fuera de mí y ya no puedo más.

Igual que en singular, los pronombres en plural siguen el mismo sistema: Tenemos nuestros más y nuestros menos con ellos.

Hay una excepción que se utiliza cuando se hace alusión a que algo se ha extendido o ensanchado, como una prenda de ropa, por ejemplo. Se convierte en una expresión invariable, que no tiene que ver con los usos reflexivos anteriores. En estos casos, se queda tal cual: El jersey ha dado de sí tras lavarlo o Nuestras mentes no dan más de sí.

MOTU PROPRIO O MOTU PROPIO

Esta expresión latina indica que algo se hace de forma voluntaria y se usa a menudo de manera errónea. Fíjate primero en que «proprio» esté escrito así y no como «propio», y que tampoco lleve la preposición «de» delante. Además, debe ir en cursiva (o entre comillas), ya que es un latinismo, como se explica en este artículo.

El alcalde abandonó el cargo motu propio <—incorrecta
El alcalde abandonó el cargo de motu proprio <—no recomendada por la RAE
El alcalde abandonó el cargo motu proprio <—correcta

 

Espero que esta recopilación de expresiones te haya servido para aclarar algunas de tus dudas sobre escritura. Ya sabes que necesitas cuidar muy bien cada expresión que utilices, sobre todo si vas a autopublicar. Pronto te traeré más para que vayas ampliando la lista y sepas manejar muy bien nuestro idioma.

¿Estabas al tanto de todos estos errores? ¿Hay algunas otras expresiones que conozcas o te llamen la atención? Cuéntamelo en los comentarios.

Fuente de consulta: web y manuales de la Real Academia Española
ComparteShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInPin on Pinterest

4 thoughts on “Expresiones dudosas I

    1. Hola, Carmelo
      me alegra mucho que te haya gustado el artículo. Ya está disponible la segunda parte, jeje. La verdad es que, si lo piensas, hay muchas dudas y a veces cuando vas a escribir, sobre todo en papel, te lo piensas antes de poner algo.
      Gracias por pasarte.
      Un saludo

  1. Hola.
    Celia, muy bueno el artículo. Había cosas que no sabía. Lo de “proprio”me ha dejado frío.
    Sigue con más dudas y, si te place, podrías darnos otro regalito, como un pdf donde se recojan todas (bueno, todas las que comentes).
    Gracias.
    Sugerencia: dobles participios (freído y frito, impreso e imprimido…)

    1. Hola, José.
      Claro, es buena idea hacer lo del PDF, pero cuando tenga una recopilación de todas, que aún quedan unas pocas jeje. Muchas gracias por la sugerencia, la tendré en cuenta para el próximo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *